MIGRANTES QUE SALVAN VIDAS: De Venezuela con amor a Iquique

Actualidad 18 de febrero de 2021 Por Rodrigo Ramos Bañados
Miles de venezolanos han llegado a nuestro país en los últimos años. En promedio, todos ellos tienen un nivel mayor de escolaridad y muchos son profesionales de primer nivel. En este reportaje entrevistamos a algunos de los que trabajan en nuestra ciudad: dos doctoras y un beisbolista profesional. Son el lado oculto de un fenómeno que sacude al mundo, el de la migración. Y del que Chile no ha estado exento, sobre todo después del Golpe de Estado de 1973, cuando miles de compatriotas encontraron “asilo contra la opresión” en otros países, muchos de ellos en Venezuela.
migrantes-venezolanos-salvan-vidas-1

Cuando nuestro país comenzó a sentir los estragos de la pandemia del Covid-19, a principios de mayo del año pasado, lanzó un S.O.S. para conseguir médicos y personal de salud que estuvieran dispuestos a enfrentar el desafío. Más de 6000 personas postularon al trabajo; más del diez por ciento de ellos eran médicos venezolanos que residían en el país. Del total de profesionales postulantes, 5.287 eran chilenos, 775 venezolanos, 38 colombianos, 28 cubanos y 26 ecuatorianos y de otras nacionalidades.

Marilín Martínez Díaz, Katherine Rangel Rojas y Víctor Luces Gonzalo, tienen en común su origen venezolano y una gran pasión por el servicio a la comunidad. Los tres, en diferentes áreas, han tenido durante los meses que se ha extendido la pandemia un trabajo arduo. Marilín y Katherine han estado en la primera línea del Hospital Ernesto Torres Galdames. Y Víctor Luces, por iniciativa propia, se ha hecho el espacio y el tiempo para conseguir alimentos e insumos, para luego donarlos a quienes trabajan en el hospital. Aquí la historia de estos tres venezolanos.


migrantes-venezolanos-salvan-vidas-2-Víctor-Luces-Gonzalo

VÍCTOR CON “MANOS UNIDAS” 
Y SUS DONATIVOS AL HOSPITAL

Puerto La Cruz en Venezuela, tiene un parecido con Iquique. La semejanza es la vida relacionada a la playa. La diferencia puede ser la temperatura del agua. Puerto La Cruz está en el caribe. Pero en Iquique hay más oportunidades laborales. Hay más posibilidad de desarrollar una vida tranquila. Por esta razón, Víctor Luces Gonzalo y familia decidieron cruzar varios miles de kilómetros y radicarse en Tarapacá. Aquí, dice, está tranquilo. Por consiguiente, ya tiene un hijo chileno. Este bachiller y beisbolista profesional señala que decidieron “partir en el momento justo, cuando no había tanta emigración”, reconoce.

Víctor ha destacado en el marco de la pandemia, por su labor solidaria. Junto a emprendedores venezolanos, chilenos e hindúes crearon la agrupación “Manos Unidas”, cuyas labores han tenido repercusión en la prensa chilena, como en la venezolana. El periódico de Caracas, El Diario, destacó la iniciativa de emprendedores venezolanos en Iquique. El propósito de “Manos Unidas” es darle una mano al personal de salud que se encuentra trabajando a full en la atención a los enfermos con Covid 19. “Queremos que ellos puedan tener un día distinto en su labor diaria”, precisa.

Víctor dice que sensibilizaron al ver el compromiso del personal de salud en su labor. De esta manera se propusieron como agrupación entregar insumos al personal médico. Estos insumos han llegado “a la persona que limpia, al personal de alimentos, a todos, en general, quienes estaban ligados a la atención en el hospital Ernesto Torres Galdames”. Un gran porcentaje del personal es precisamente venezolano, por esto quedan bastante contentos con la comida típica de su país. Todo esto se entregaba en el denominado “dulce momento”, es decir, la hora de colación. La buena onda, agrega, vino de inmediato. “La iniciativa fue bien recibida. Nos recibieron entre doctoras y enfermeras. Y pudimos distribuir en todas las áreas”, afirma.

Otras actividades que desarrollan con la agrupación, añade Víctor, es recolectar ropas, juguetes y alimentos y llevarlos a los comedores populares, con el propósito de que los niños sean los principales beneficiarios. La mayoría de quienes aportan son emprendedores que trabajan en distintos rubros. “Es una tarea que nos llena de satisfacción, pues hay muchas personas en Iquique que no la están pasando bien en estos momentos”, dice.


migrantes-venezolanos-salvan-vidas-doctora-Marilin

MARILÍN MARTÍNEZ: “LO HEMOS 
DADO TODO POR LA GENTE DE IQUIQUE”

Marilín Martínez Díaz cumplirá en marzo, cuatro años en Iquique. Durante este tiempo ha aprendido a querer la ciudad y hacerse una iquiqueña más. Esta profesional arribó de Venezuela a la Tierra de Campeones para hacerse cargo de la unidad de oncología en el hospital. Al principio fue difícil, pues debió construir la unidad desde la nada. A los meses le llegó apoyo y así sucesivamente hasta la actualidad, donde la doctora reparte su tiempo en su unidad contra el cáncer, como también con la lucha ante la pandemia.

En los días más álgidos de la crisis sanitaria, cuenta, como médico internista le tocó asumir más responsabilidad ante la demanda de pacientes que llegaban al hospital. “Decidimos trabajar el doble, pues no podíamos en ese momento rechazar hacerlo. Somos, ante todo, médicos, aunque la incertidumbre por el avance del virus daba un poco temor. No sabíamos de qué manera evolucionaría. Aprendimos paso a paso, porque al principio estábamos un poco desorientados. Supimos la manera de enfrentar el Covid 19, y salimos adelante. Nosotros como médicos tenemos una función por la vida, que viene impregnada en nuestro ser”, afirma.

La lucha de la primera línea contra el Covid 19, en el recinto hospitalario ha sido sin cuartel, y se extiende hasta hoy, donde se han redoblado los esfuerzos. Así recuerda los momentos más difíciles, de mediados del año pasado: “El cansancio mental, el agotamiento nos fue haciendo mella. Fue terrible. Los turnos muy seguidos se hicieron muy pesados. A ello hay que sumar el estrés laboral, el miedo a infectarnos. El hospital de Iquique nos apoyó y aportó todo lo necesario para protegernos. El personal sigue luchando hasta hoy”.

Rememora que hubo mucha tensión, pero después vino la unión. “Ya estábamos como entregados, pero de a poco fue fluyendo el trabajo y conocimos la enfermedad. Todos los que entramos a la primera línea, lo dimos todo por Iquique y su gente. Me siento orgullosa de seguir en esto. De ayudar, apoyar, a todo el que lo necesite”, afirma. 


migrantes-venezolanos-salvan-vidas-3-Katherine-Rangel-Rojas

LA DOCTORA RANGEL Y SU LUCHA 
POR POTENCIAR LA INMUNOLOGÍA

Katherine Rangel Rojas es oriunda de Maracaibo, Venezuela. Reconoce que le agrada nuestra ciudad, pero no la ha podido disfrutar tanto. En su calidad de especialista en Medicina Interna y Psiconeuroinmunología, los últimos meses para Katherine han sido de ocupación a tiempo completo. Ella es parte de la primera línea contra el Covid 19, en el hospital Ernesto Torres Galdames.

Katherine habla con entusiasmo sobre una investigación que ha desarrollado en el marco de la pandemia, al que califica como único en su tipo dentro del país. El trabajo está sustentado en una atención integral al paciente Covid para potenciar su inmunología. Precisamente ese proyecto lo presentó en una jornada científica que se efectuó en Montevideo.

La doctora explica que la Psiconeuroinmunología es una rama de la medicina que tiene como propósito revisar al individuo de manera integral, es decir, se trabaja en su sistema inmune y como este participa en la defensa del organismo amenazado, en este caso, por el Covid-19. La profesional subraya que involucra tres esferas que son la sicológica, inmunológica y endocrina.

Dada su experiencia en la atención de la pandemia, Katherine Rangel explica que el paciente pasa por varios estados emocionales que de alguna manera afectan su inmunología. Así, el paciente llega con miedo, pues no sabe a qué se expone e ignora los alcances de la enfermedad en su organismo, pues no se cuenta con la vacuna ni con un tratamiento efectivo ni preciso. En vista de lo anterior, el paciente padece miedo. A la vez, cuando es ingresado a hospitalización, es aislado de sus familiares.  A medida que avanzan los días el paciente se deprime. Su llanto es fácil. “Una manera de mantenerlos en a través de contactos con sus seres queridos, por intermedio de dispositivos electrónicos, como son los tablets, equipos que nos donaron. A través de video llamadas los pacientes podían comunicarse y reencontrarse. Esto les mejora mucho el ánimo”.

La serotonina es conocida como la “hormona de la felicidad”. La doctora Rangel dice que la serotonina aumenta el sistema inmune. Está presente en varios alimentos, como el cacao. De esta manera el servicio de comida comenzó la entrega a los pacientes de porciones de cacao. Otro aspecto para mejor la inmunología fue aportar a los pacientes Vitamina D, que es también conocida como “la vitamina del sol, que aumenta la inmunología”.  La doctora dice que en fase de invierno, en algunas regiones de Chile, es escasa la Vitamina D,  y esto afectaría en el aumento de las enfermedades respiratorias. Un último aspecto que trabajó la profesional es el acercamiento de los pacientes hacia la espiritualidad, asunto que tuvo buenos beneficios, más aún cuando Iquique tiene una larga tradición religiosa sustentada en la virgen de La Tirana y San Lorenzo de Tarapacá.

Te puede interesar

Boletín de noticias

Redes Sociales

Twitter

Facebook






 

Te puede interesar